miércoles, noviembre 04, 2009

Pesanervios (II)

Cuando desperté, el mono ya no estaba. El gorila lo había devorado, y ese, sí, sí seguía aquí.




5 comentarios:

MGJuárez dijo...

¡Glups! ¿Glu, glu? Muy conciso y exacto. Los excesos son de todo tipo, pero este -dulzon-, me "sabe" a otros tiempos; quiero decir a un consumo de posguerra, de las abuelas de antes, vamos.

Abrazos,
Montse.

PD: pensé en un "mono" bastante anisado.

Daniel Damián ( Conde de Galzerán) dijo...

Jeje!.... no va de "demodée" anissette, Montse;
en este caso el simio echa humo.

Abrazos.

MGJuárez dijo...

Jajajajaja... pues fíjate que no queda mal ¡eh!... Sin dejar de pensar que un alcoholico es un enfermo, me parecía iba por ahí el texto.

Casi, casi, es de anuncio.
Abrazos,
Montse.

Bel M. dijo...

Muy buena esa variación/homenaje del famoso (aunque para mí no es para tanto) micro de Monterroso.
Un petó molt gran, conde.

Daniel Damián ( Conde de Galzerán) dijo...

Abrazos y petons,(per ambdues) desde estos días de Conde Lazarus Taxon.